Nuestra Fundadora

Nuestra fundadora, María Ana Mogas, nació el 13 de enero de 1827 en Corró de Vall (Barcelona), en el seno de una familia cristiana.
A los 14 años queda huérfana de padres, y va a vivir a Barcelona con su madrina de bautismo. A los 23 años se une a un grupo de dos religiosa exclaustradas. El 13 de Junio de 1851, hace su profesión de acuerdo a la Regla de la Tercera  Orden de San Francisco de Asís.
En Febrero de 1853 obtiene el título de maestra para regir la escuela de Ripoll, dando solución a la grave situación sufrida por el naciente Instituto. Gracias a su acertada dirección y animación espiritual, es creciente el número de jóvenes que se les van uniendo. Así se va extendiendo por Cataluña y después por Castilla.
En 1865, María Ana llega a Madrid, Ciempozuelos, para abrir una nueva comunidad. Tras diversas tentativas, se instala definitivamente en la capital de España dedicándose plenamente a la educación cristiana de niñas pobres y desamparadas desde su condición de religiosas franciscanas. 
Los últimos ochos años de su vida los pasó bajo el dolor y la enfermedad. A finales de mayo de 1886, muy enferma ya, se retira a la villa de Fuencarral, en donde muere el día 3 de julio de este mismo año, a las 12 de la mañana. Tenía 59 años. 
Sus últimas palabras recogen abreviadamente toda una vida de fidelidad, de entrega y se constituyen en un auténtico tesoro espiritual para el Instituto:


"Amaos. Caridad, caridad
verdadera.

Amor y Sacrificio"

Comentarios

Entradas populares de este blog

Cuida la Vida

¡Dar lo mejor para recibir lo mejor!

Encuentro TAIZÉ 2018